Venezuela juramenta fraudulenta asamblea constituyente, destituye ilegalmente a fiscal general

Venezuela juramentó el viernes a 545 delegados para su nueva asamblea constituyente, un cuerpo de legisladores que tiene el poder de reescribir la Constitución y reemplazas al parlamento del país.

El cuerpo legislativo fue elegido en un referéndum el domingo que está bajo investigación por fraude. Los opositores del presidente Nicolás Maduro dicen que dicha asamblea le dará nuevos poderes que lo acercarán a la posición de dictador. 

Manifestantes tomaron las calles de nuevo el viernes cuando el nuevo cuerpo fue juramentado. La policía en Caracas utilizó gases lacrimógenos para dispersar a los manifestantes que intentaban llegar al edificio del parlamento. Múltiples personas resultaron heridas. 

Entre los miembros de la nueva asamblea constituyente están la esposa e hijo de Maduro, y Delcy Rodríguez, quien fue elegida presidenta de la asamblea. 

La nueva asamblea tendrá el poder de anular o disolver la Asamblea Nacional, parlamento previamente elegido en una elección en diciembre de 2015 y dirigido por una coalición de partidos de oposición. 

Los nuevos delegados votaron el sábado por unanimidad para destituir a Luisa Ortega de su cargo como fiscal general y reemplazarla por un firme partidario del gobierno. 

Ortega, quien estaba afiliada al partido socialista por mucho tiempo antes de distanciarse del gobierno en abril, se negó a reconocer la decisión y prometió seguir defendiendo los derechos de los venezolanos contra el "golpe" de Maduro contra la Constitución "hasta mi último aliento". 

"Este es sólo un pequeño ejemplo de lo que viene para todos los que se atrevan a oponerse a esta forma totalitaria de gobierno", dijo Ortega en una declaración que firmó como fiscal general. "Si están haciendo esto con la fiscal general, imagínense el estado indefenso en el que viven todos los venezolanos". 

A principios de este sábado, Ortega fue empujada y golpeada y le fue prohibido entrar en su oficina por decenas de guardias nacionales en equipos antidisturbios que tomaron el control de la entrada del edificio. Ortega explicó que las autoridades estaban desesperadas por tomar el control de expedientes que contienen información sobre acuerdos ilícitos de altos funcionarios, incluyendo detalles sensibles sobre millones de dólares en sobornos pagados por la constructora brasileña Odebrecht. 

Los delegados de la asamblea juramentaron más tarde a Tarek William Saab, actual defensor del pueblo, como nuevo fiscal general. Saab fue recientemente sancionado por el gobierno de Trump por no proteger a manifestantes de abusos en su papel como el principal funcionario de derechos humanos de la nación. 

En otras noticias, los dirigentes de la oposición, Antonio Ledezma y Leopoldo López, fueron devueltos a sus hogares para cumplir con sus sentencias bajo arresto domiciliario, días después de ser llevados de regreso a prisión en medio de la noche en un movimiento que fue condenado internacionalmente.

 

Back