Excepcionalmente baja participación electoral en votación para asamblea constituyente ilegal de Maduro en Venezuela; 16 muertos

Con protestas que acabaron en la muerte de más de una docena de personas, muchos venezolanos se abstuvieron de participar el domingo en una elección para la polémica asamblea constituyente impulsada por el presidente Nicolás Maduro, que desató condenas desde América hasta Europa.

Manifestantes anti-Maduro realizaron protestas el domingo para denunciar una elección que ellos consideran un intento del presidente por aferrarse en el poder. Las fuerzas de seguridad se movieron rápidamente para dispersar violentamente a los manifestantes. 

Los líderes de la oposición dijeron que 16 personas murieron en los enfrentamientos, lo que hizo que el domingo fuera uno de los días más mortíferos desde que comenzaron las protestas masivas a principios de abril. 

Los partidos de oposición no participaron en las elecciones, afirmando que fueron preparadas para aumentar los poderes de Maduro, un punto de vista compartido por países como España, Suiza, Canadá, Colombia, Argentina, México, Panamá, Paraguay, Gran Bretaña y Estados Unidos. 

Caracas estuvo en gran parte cerrada, las calles desiertas y las mesas de votación casi vacías, dando un golpe a la legitimidad de la votación. 

Los críticos dicen que la asamblea permitirá a Maduro disolver el parlamento dirigido por la oposición, postergar futuras elecciones y reescribir las reglas electorales para evitar que los socialistas sean expulsados ​​del poder. La oposición prometió reanudar las protestas el lunes y seguir presionando al gobierno de Maduro hasta que sea forzado a salir de su cargo. 

"Aunque ganen hoy, esto no durará mucho", dijo Berta Hernández, una doctora de 60 años que vive en Caracas. "Seguiré en las calles porque no queda mucho para que esto llegue a su fin". 

En encuestas recientes, cerca del 70 por ciento de los venezolanos dijeron estar en contra de la votación. 

La oposición calculó que la participación se situaba en torno al 12%, unos 2,2 millones de personas, pero advirtió que el gobierno se estaba preparando para anunciar que unos 8,5 millones de personas habían votado. 

Se registraron enfrentamientos en todo el país, incluso en el volátil estado andino de Táchira, cuya capital es San Cristóbal, donde testigos dijeron a Reuters que un grupo no identificado de hombres se había presentado en dos protestas separadas, disparando contra manifestantes. Las muertes durante el fin de semana incluyeron a dos adolescentes y un candidato a la asamblea asesinado durante un robo en el estado amazónico de Bolívar.

 

Back